Saltar al contenido
Tienda Online de Productos de costura
suscribete a mi canal de youtube

Cómo hacer slime casero: Tutorial

¿Sabías que puedes hacer tu propio slime o «masa viscosa» para una actividad divertida de aprendizaje y juego? Los líquidos no newtonianos son fascinantes para todas las edades y proporcionan una gran oportunidad de aprendizaje sobre la química.

Aquí encontrarás cuatro recetas muy fáciles para hacer slime para entretener a los niños mientas estas en casa por la cuarentena por el coronavirus. Con estas recetas fáciles de hacer, los niños pueden aprender sobre valiosos principios científicos mientras crean, juegan y exploran cuatro tipos diferentes de baba.

Nuestras recetas del Slime para hacer en casa estan pensadas con productos químicos de calidad de laboratorio a un precio muy económico, recipientes e instrucciones para hacer los dos primeros tipos de masa viscosa que se enumeran a continuación: Slime simple (textura facil de manipular similar a la masilla) y super slime (transparente y pegajoso). Para hacer slime Glooze (masa elástica y exudados) y oobleck (que se asemeja a las arenas movedizas), simplemente agregar ingredientes básicos de cocina, como almidón de maíz, leche descremada, vinagre y bicarbonato de sodio.

Slime simple

Esta versión de masa viscosa está hecha de pegamento y bórax.

Cómo hacer slime casero

Lo que necesitas:

  • Pegamento escolar
  • Bórax (borato de sodio)
  • Colorante alimenticio(opcional)
  • Agua
  • Dos tazones

Lo que tienes que hacer:

  • En un tazón remover unos 30 gramos de pegamento (aproximadamente ¼ de la botella de pegamento) y ¼ taza de agua. Si quieres un slime de color, añade colorante comestible a la mezcla de pegamento y agua. Levanta un poco de la solución del recipiente con el palo de mezcla y observa lo que sucede.
  • Añade la taza de solución de borato de sodio (bórax) ¼ a la mezcla de pegamento y agua y revuelve lentamente.
  • El slime comenzará a formarse inmediatamente. Levanta un poco de la solución con el palo de mezcla y observa cómo tome mejor consistencia ha cambiado desde el paso 1.
  • Revuelve todo lo que puedas los ingredientes, luego clávalo y amásalo con las manos hasta que se vuelva menos pegajoso. Esta es una experiencia un tanto sucia pero es necesaria porque
    permite que los dos compuestos se unan completamente. No te preocupes por el agua sobrante en el tazón; sólo viértela.
  • Cuando no lo uses, guarda la masa elástica en una bolsa de plástico en la nevera para evitar que crezca el moho. Recuerda no es comestible.

Qué ha pasado:

El pegamento tiene un ingrediente llamado acetato de polivinilo, que es un polímero líquido. El bórax une las moléculas de acetato de polivinilo entre sí, creando un polímero grande y flexible. Este tipo de masa viscosa se volverá más rígida y más parecida a la masilla cuanto más se juegue con ella. Experimenta con diferentes pegamentos para ver si crean baba (por ejemplo, pegamento de carpintero, pegamento pegajoso, etc.).


Recomendado: Haz tu mascarilla con filtro casera contra el Coronavirus.


Super Slime

El segundo tipo de limo es el mismo tipo claro y pegajoso que se ve en las películas. ¡Esto es lo realmente pegajoso! (Esta baba no es tóxica, pero aún así mantén estos químicos alejados de los niños sin supervisión y lávate las manos después de jugar con el slime.)

Cómo hacer super slime casero

Lo que necesitas:

  • Alcohol polivinílico (PVA)
  • Bórax (borato de sodio)
  • Vaso o tarro
  • Colorante de alimentos (opcional)

Lo que tienes que hacer:

  • Vierte ½ taza de la solución de alcohol polivinílico (PVA) en un vaso, tarro o bol. Si quieres que tu slime tenga color, añade colorante comestible a la solución de PVA y revuélvelo.
  • Añade 2 cucharaditas de la solución de borato de sodio (bórax) a la solución de PVA y revuelvelo lentamente.
  • Intenta levantar un poco de la solución con una cuchara de madera y observa lo que sucede. Una vez que se haya formado la masa con una textura facil de manipular, puedes jugar con ella. Pero ¡no lo comas!
  • Tu slime durará más tiempo si lo guardas en una bolsa de plástico y la mantienes en la nevera, de lo contrario se secará o se formará moho.

Qué ha pasado:

El alcohol polivinílico (PVA) es un polímero líquido y, por lo tanto, está formado por largas cadenas de moléculas conectadas. El borato de sodio forma enlaces de hidrógeno con el oxígeno presente en las cadenas del PVA. Los enlaces de hidrógeno se producen cuando la carga positiva de los átomos de hidrógeno atrae la carga negativa de los átomos de oxígeno dentro del compuesto. Los enlaces de hidrógeno unen las cadenas individuales de PVA entre sí, creando una «mancha» de slime. Dado que los enlaces de hidrógeno son débiles, se rompen y se reforman al sostener la masa elástica o al dejarlo rezumar sobre una superficie plana.


Glooze Slime

Esta sustancia viscosa está hecha de leche.

Cómo hacer Glooze slime casero

Lo que necesitas:

  • Leche desnatada
  • Vinagre
  • Bicarbonato de sodio
  • Un filtro de café

Lo que tienes que hacer:

  • Agregar 7 cucharadas de leche desnatada a una taza y añade 1 cucharada de vinagre a la leche. Revuelvelo suavemente la mezcla hasta que se hayan formado sólidos.
  • Deja que los sólidos se hundan en el fondo de la mezcla y luego escurre el líquido usando un filtro (un filtro de café funciona mejor). Deja que los sólidos se escurran durante unos minutos.
  • Añade una cucharadita de bicarbonato de sodio a los sólidos y amásalos para formar una mezcla viscosa a partir de la leche.

Qué ha pasado:

Cuando añadiste el vinagre a la leche, esto causó que la proteína de la leche, la caseína, que también es un polímero, se separara de la parte líquida de la leche y se aglutinara para formar sólidos. La caseína se utiliza en adhesivos, pinturas e incluso en plásticos. El bicarbonato de sodio neutraliza el ácido añadido, lo que permite que la caseína vuelva a su forma líquida.


Oobleck o slime de arenas movedizas

Hacer un fluido no newtoniano que se asemeje a las arenas movedizas con fécula de maíz (maizena).

Cómo hacer Glooze slime casero

Lo que necesitas:

  • Almidón de maíz
  • Agua
  • Un gran tazón

Lo que tienes que hacer:

  • En el recipiente de plástico para remover, añadir un poco de agua y almidón de maíz para formar una mezcla que parece crema batida pesada y tiene la consistencia de la miel. La proporción aproximada de la mezcla de maicena y agua es de 2 tazas de maicena por 1 taza de agua. Así que si usas toda una caja de almidón de maíz de tamaño normal (alrededor de 450 gramos), usarás alrededor de 1½ tazas de agua. Es mejor empezar con menos agua y añadirla lentamente hasta que se alcance la consistencia deseada.
  • Después de hacer la mezcla, pon tu mano suavemente sobre la superficie de la mezcla de maicena y agua. Debes notar que tu mano se hunde en la mezcla como esperas que lo haga. Mueva su mano a través de la mezcla, primero lentamente y luego tratando de moverla muy rápido. ¿Fue más fácil mover la mano lenta o rápidamente a través de ella?
  • Si la mezcla es lo suficientemente profunda como para sumergir toda la mano en ella, intenta agarrar un puñado de la mezcla y sacar la mano rápidamente. Luego inténtalo de nuevo, esta vez relajando tu mano y sacándola lentamente. ¿Notas alguna diferencia?
  • Intenta golpear la mezcla de almidón de maíz y agua. (¡Ten cuidado de no romper el tazón!) Asegúrate de golpear la sustancia con fuerza y tira tu puño hacia atrás rápidamente. ¿La sustancia salpicó por todas partes o se quedó en el bol? (Si salpicó, añade más maicena).

Cada vez que mueves suave y lentamente tu mano a través de la mezcla de almidón de maíz y agua, se comporta como un líquido. Pero cuando tratas de mover tu mano a través de ella rápidamente o con fuerza golpea la sustancia, se comporta como un sólido. Esta mezcla de almidón de maíz y agua se comporta de manera similar a las arenas movedizas.

Qué ha pasado:

El flujo y movimiento de un fluido se ve afectado por su viscosidad, o por lo pegajoso y espeso que es. Las arenas movedizas y la mezcla de almidón de maíz y agua son ambos fluidos no newtonianos. La viscosidad no newtoniana cambia con el tipo de fuerza que se le aplica. La viscosidad de los fluidos newtonianos (como el agua y la miel, que siguen la ley de viscosidad de Sir Isaac Newton) depende sólo de la temperatura y la presión del fluido, no de la fuerza que se le aplica. Por ejemplo, la miel caliente (menos viscosa) fluye mucho más libremente que la miel fría (más viscosa).

Dado que la capacidad de un fluido no newtoniano para moverse depende de la fuerza o el estrés que se le aplica, estos fluidos no actúan como los que conocemos más a fondo (por ejemplo, la miel o el agua). Una ligera presión, como verter o presionar suavemente la mezcla de almidón de maíz y agua, permite que se mueva como un líquido.


Esperemos que estés bien de salud y te haya gustado esta forma de pasar la reclusión en casa, a todos nos esta afectando el coronavirus (covid-19) y a los peques hay que tenerlos entretenidos con algo original, así que te animo a probar las cuatro formas de crear estos lodos viscosos.

Si te a gustado no olvides compartir en tus redes sociales favoritas.